POR CONOCER LAS SOLUCIÓNES TECNOLOGICAS DE EMBALLAJE PARA PRESERVAR SU BONTAD Y PROTEGER EL PRODUCTOR Y EL CONSUMIDOR

El aceite extravirgen y la salud: 10 buenas razones para consumirlo

24 abril 2015

 

El aceite de oliva extravirgen es un alimento sabroso, sano y natural: consumirlo con regularidad (entre 30 a 60 gramos al día) ayuda a vivir bien y a prevenir y curar diferentes patologías.

Esto gracias a sus numerosos beneficios para la salud que han llevado a los médicos y nutricionistas a reconocer su valor de “alimento medicamentoso” y de condimento fundamental de la “dieta mediterránea”, sinónimo desde hace años de sabor y bienestar a la mesa.

Desde los niños hasta los ancianos, a cualquier edad las propiedades nutricionales del aceite de oliva extravirgen es un poderoso aliado para mantenerse en forma y con buena salud.

De hecho, el aceite de oliva contiene sustancias antioxidantes, como por ejemplo tocoferoles, compuestos fenólicos, carotenoides y escualeno, además de tener un buen equilibrio entre la vitamina E y el ácido linoleico; también es pobre en grasas saturadas pero rico de grasas monoinsaturadas, y tiene una correcta relación entre Omega 6 y Omega 3 contenidos en sus grasos polinsaturados.

Un perfecto equilibrio de componentes y nutrientes útil para mantener la salud y cuidar nuestro cuerpo.
l menos 10 buenas razones para preferir el aceite de oliva extravirgen

 

Protege contra los riesgos de arteriosclerosis
Protege contra enfermedades de las vías biliares al aumentar la secreción de bilis,
Favorece la absorción de las vitaminas liposolubles (A, D, E, K)
Elimina las toxinas y protege las funciones hepáticas
Estimula el metabolismo
Ayuda a la digestión
Reduce el nivel de colesterol
Previene la deshidratación de la piel
Tiene efectos antioxidantes, gracias a la presencia de antirradicales libres y, por tanto, retrasa el envejecimiento
Previene o limita el infarto del miocardio, algunas formas de cáncer, la osteoporosis.